Reducción Mamaria

Reducción de mamas

Se denomina hipertrofia mamaria al volumen mamario excesivo. Su volumen puede aparecer como síntoma aislado o puede presentarse acompañado de caída del pecho (ptosis). En general es consecuencia del desarrollo excesivo de la glandula mamaria y del tejido adiposo de su interior.
La Reducción de Pecho o Mamoplastia de Reducción es un procedimiento quirúrgico para disminuir el tamaño de las mamas, mediante la eliminación de grasa, tejido mamario y piel, haciéndolas más pequeñas, más ligeras, más redondas y más firmes. Además esta intervención suele complementarse con una reducción del tamaño de la areola. Las mujeres con mamas grandes pueden presentar algunos problemas debidos a este exceso de peso, como el dolor de espalda y de cuello, irritaciones de la piel debajo de la mama y problemas respiratorios. La finalidad de la mamoplastia de reducción es conseguir una mama estéticamente más proporcionada con el consiguiente beneficio funcional.

 

Puntos clave de la intervención

Anestesia: General
Duración del Procedimiento: 2-3 horas
Ingreso: 24 horas
Discomfort: Fácilmente controlado mediante medicación
Debe esperar: Cardenales hasta la 3º semana; hinchazón hasta la 6ª, entumecimiento temporal
Resultado final: Al 6º mes, aunque las cicatrices mejorarán hasta los 12-18 meses
Duración del resultado: Años, aunque es variable en función de la calidad de su piel

22649428_m1